El textil infantil, el que más réditos ha obtenido del desarrollo tecnológico y de la llegada del comercio electrónico

El textil infantil, el que más réditos ha obtenido del desarrollo tecnológico y de la llegada del comercio electrónico

La tecnología ha revolucionado de una manera muy importante el modo de compra de una buena nómina de productos de muy diferentes usos. El comercio electrónico ya se ha ganado un lugar de lo más destacado a nivel social y pocas son las personas que no lo han usado en algún momento de su vida para intentar hacer más fácil y cómoda una compra, sin necesidad de salir de casa. No cabe la menor duda de que este modelo de comercio ha venido para quedarse y que todavía puede seguir evolucionando de aquí a dentro de unos años.

La llegada del coronavirus a España en la recta final del invierno ha hecho que, durante todos estos meses, se haya vuelto a multiplicar tanto el número de personas como el de ventas que se han venido realizando a través de Internet. Las dificultades y las restricciones para acudir a comprar a algún lugar cerrado, con los aforos reducidos o la obligatoriedad en el uso de mascarillas como medidas más habituales, ha hecho que la gente haya visto en Internet la mejor manera de comprar, reducir tiempo en ello y, por otro lado, reducir riesgos, algo que no es baladí en los tiempos que corren.

El producto que está causando sensación en la red ya no solo durante los últimos meses, sino desde hace años, no es otro que el que está ligado al mundo textil. La ropa es la reina del comercio electrónico. Y es que son muchas las personas que han apostado por adquirir de esta manera sus prendas durante los últimos años. No nos extraña en absoluto, la verdad. Incluso hay negocios que ya han valorado eliminar sus tiendas físicas para servir única y exclusivamente a nivel digital. Es el modelo al que nos estamos dirigiendo de una manera imparable.

Una noticia que fue publicada en el portal web Statista nos ofrecía tres datos muy interesantes relacionados con el negocio de la moda online en un país como el nuestro.

  • El 66% de la población española ha comprado algún producto textil de esta manera en 2019.
  • El 45% de esos internautas compraron a través de su móvil durante ese mismo año.
  • En total, fueron 731 los millones de euros que se generaron a causa de la venta de artículos textiles online en el interior de nuestras fronteras, una cifra que no está nada mal.

Han sido muchos los estudios que han intentado identificar al consumidor o consumidora habitual de prendas de ropa a nivel online. El que más nos convence fue publicado en la página web de Modaes. En él se indica que las mujeres suelen usar más este medio para comprar ropa, que los estudiantes compran más ropa online que los empleados por cuenta ajena y que, además, cuanto mayor es el nivel de formación de una persona, más suele comprar por Internet, algo que no se extiende solo al campo de la moda sino a todos los demás, en general.

El comercio electrónico y las tecnologías que lleva asociadas han calado muy hondo tanto en la sociedad española como en el resto del mundo y van a seguir desarrollándose de una manera imparable a corto, medio y largo plazo. En el negocio textil, la llegada del ecommerce ha supuesto una auténtica revolución. Lo ha hecho incluso en lo que respecta a la moda infantil, según nos cuentan desde Grupo Reprepol. Y es que podemos llegar a asegurar que la venta de ropa es la que más ha crecido gracias a la aparición de este tipo de comercio.

Una manera de evitar complicaciones con los más pequeños

Cuando somos padres y madres es cuando conocemos de primera mano las dificultades que entraña tener niños o niñas y tener que salir con ellos a cualquier lado a comprar ropa. Es una aventura de la que muchos llegamos realmente cansados. Internet ha hecho posible que ya no sea estrictamente necesario salir de casa y enfrentarse a esa situación para comprar ropa a nuestros pequeños y pequeñas. Y ese es uno de los motivos por los que creemos que mucha gente se ha posicionado tan a favor del refuerzo de los sistemas de compraventa online en el mundo textil.

Ya no tendremos que vivir esos cabreos de los pequeños cuando tienen que probarse alguna prenda en la tienda. Y esa es una ventaja considerable. Seguro que muchas de las personas que estáis leyendo estas líneas estáis de acuerdo por completo. Teniendo en cuenta las dificultades que eso entrañaría en tiempos del coronavirus, es todavía mucho más recomendable apostar por encender el ordenador, entrar en Internet y adquirir justo esa prenda o prendas que estamos buscando. Es mucho más fácil y, ahora, más seguro para nuestra salud hacerlo de esta manera.