El futuro de la gestión de nuestros hogares pasa por la domótica

El futuro de la gestión de nuestros hogares pasa por la domótica

El avance tecnológico se ha desarrollado de forma exponencial desde hace unos años y nadie, ni ninguna empresa puede obviarlo y quedarse atrás, puesto que, de hacerlo, a las pocas fechas se quedarían fuera del mercado ya que la globalización nos permite, como clientes, llegar a multitud de empresas que por muy alejadas de nosotros que estén o incluso aunque no existan de forma física, pueden proveernos de todos y cada uno de los servicios que necesitemos. Uno de estos saltos tecnológicos y el que será el protagonista del post de hoy es la domótica, una nueva revolución que empresas como Toldos Clot ya han comenzado a ofrecer para dotar de tecnología a los elementos que tenemos en nuestra vivienda, como los toldos de las terrazas, y así contribuir a que tengamos una vida más cómoda y con todas las necesidades a nuestro alcance desde el móvil o la tableta.

La domótica es tal y como os hemos adelantado una de las revoluciones tecnológicas que llegan para instalarse en nuestros domicilios y la conforman un conjunto de sistemas que son capaces de conseguir automatizar nuestra vivienda de tal forma que se logra controlar los servicios de seguridad, de gestión energética, comunicaciones y confortabilidad que, conectados por medio de redes inalámbricas interiores y exteriores a una aplicación que podemos tener en nuestra tableta o en el móvil, nos otorgarán el poder de controlarlas desde cualquier punto del globo terráqueo.

Esta tecnología que se está empezando a implementar en las viviendas de nueva construcción y en algunas de las ya existentes, nos permite entre otras cosas, controlar la temperatura de nuestro hogar antes de que lleguemos a él, poner la lavadora si tenemos las prendas ya dentro, encender y apagar luces, equipos de música o televisores entre otros elementos que como es lógico, deben ser compatibles y estar conectados a la red creada para tal fin. Aunque como ocurre en todos los aspectos de la vida, no todo lo que reluce es oro, puesto que, quizá por ser una tecnología nueva o tal vez por falta de experiencia en este avance, en ocasiones aparecen algunos fallos de seguridad, más o menos graves que pueden afectarnos. Un ejemplo de ello lo ha protagonizado recientemente la serie de televisión South Park y es que de forma premeditada y para que fuéramos conscientes de un agujero de seguridad que existe en unos altavoces inteligentes, durante la emisión de los dibujos animados han emitido una serie de sonidos que los altavoces han interpretado como órdenes y por tanto se han activado obligando a los dueños de estos a desconectarlos si no querían que funcionasen siguiendo la voluntad de lo que en la serie se emitía, llegando a generar un caos en los Estados Unidos de América que ha trascendido hasta nuestras fronteras.

A pesar de esto que os hemos comentado, algunas de las ventajas que nos aporta este avance son tan importantes como que con su uso tendremos un gran ahorro energético que nos vendrá dado de la capacidad que tendremos de poder programar cada uno de los aparatos de nuestro hogar ya que no tendremos la necesidad de tenerlos conectados a todas horas del día. Lo notaremos sobre todo con la calefacción y el aire acondicionado puesto que podremos programar estos sistemas para que se enciendan en un momento determinado que puede ser minutos antes de que lleguemos a nuestro domicilio o incluso al salir del trabajo, para que así, de esta forma tengamos la temperatura a nuestro gusto cuando lleguemos a casa, pero nos ahorraremos el tener encendidos los elementos durante toda la jornada.

La seguridad también es otro de los factores que se encuentran como ventaja en estas instalaciones ya que gracias a ella, a la domótica, y a las cámaras de vigilancia y otros elementos tecnológicos que podemos instalar en nuestras viviendas podemos detectar cualquier elemento extraño como un incendio, un intruso, un escape de agua o incluso una fuga de gas, de tal forma que seremos capaces de poner remedio a estos inconvenientes o, al menos, minimizarlos, cerrando o abriendo persianas, puertas, activando alarmas o aspersores de agua, entre otros, mientras no lleguen los cuerpos de seguridad del estado a ayudarnos.

Inconvenientes de la domótica

Además de la que os hemos mencionado antes, existen otros inconvenientes a la hora de instalar este tipo de servicios tales como la inversión inicial y es que todavía resulta demasiado caro este tipo de instalación porque aún es muy nuevo, con el paso de los años, se irá estandarizando y, por tanto, disminuyendo su precio considerablemente. Las averías son también uno de los problemas que más debemos tener en mente por el motivo que os acabamos de relatar, la novedad del producto, que le hace todavía muy vulnerable y con mucho recorrido para pulir errores porque de surgir alguno, se bloquearía el sistema centra y todas las funciones se verían anuladas hasta que se restableciera el servicio. Otro de los puntos a vigilar es la conexión a internet de nuestros domicilios porque el uso de estos servicios, conocidos como el internet de las cosas, nos ocupan un gran ancho de banda por la cantidad de información que debe comunicarse lo cual nos puede provocar una ralentización general de todos los servicios, tanto de los relativos a la domótica como del internet convencional por lo que podríamos sufrir fallos en nuestra televisión en el caso de recibir la señal vía fibra óptica o ADSL. Por último, debemos poner un foco de atención en la fiabilidad del sistema debido a que al ir conectado formando un anillo, puede conllevar un cierto retraso en la respuesta que variará en función del número de elementos que lo integren.